Joker ríe en Venecia

Información publicada en El Universal

Venecia.— Joker es un filme valiente que narra la génesis de un villano de forma magistral y que va más allá de las tradicionales cintas de superhéroes, consideró el jurado que le otorgó el León de Oro en el Festival de Venecia.

Lucrecia Martel, presidenta del jurado, apuntó la importancia de este filme en los momentos que se viven en la industria y en la política.

Por su parte, el cinefotógrafo mexicano Rodrigo Prieto dijo que se sintió profundamente emocionado por su trabajo en la cinta.

El segundo premio en importancia es el Gran Premio del Jurado, León de Plata, que fue para la cinta J’accuse (El ocial y el espía), de Roman Polanski.

Al anunciar el premio a Polanski, Martel señaló: “El autor es un ser humano como todos los directores de todas las películas. La peor cosa que podríamos hacer con un ser humano es separarlo de su obra porque entonces habría que ir a castigar a mucha gente. El señor Polanski representa un caso entre 300 y lamentablemente muchos de ellos estaban hoy sentados en la Gran Sala”, dijo en alusión al escándalo que desde hace dos años pesa sobre la industria del cine por casos de abuso y acoso contra actrices.

La Coppa Volpi a Mejor actriz para Ariane Ascaride por Gloria mundi fue una sorpresa, pues en todas las quinielas estaban por Scarlett Johansson o Catherine Deneuve.

El filme cuenta la historia de una familia en la que se puede ver la diferencia de dos generaciones, la de los abuelos generosos y la de los hijos materialistas y amorales.

El Premio a Guión fue para No.7. Cherry Lane del director chino Yonfan, cinta de animación que transcurre en el Hong Kong de la década de los 60, marcada por disturbios como los de 1967.

Es un documental satírico sobre la mafia italiana que muestra un acercamiento diferente hacia el tema.

Deja un comentario